Los inversores de Grupo San José reciben presiones en relación a una “tribu escondida” 19 marzo 2013

"Guiejna, una mujer ayoreo que se vio forzada a abandonar precipitadamente su casa cuando las excavadoras comenzaron a destruir su hogar en el bosque."
"Guiejna, una mujer ayoreo que se vio forzada a abandonar precipitadamente su casa cuando las excavadoras comenzaron a destruir su hogar en el bosque."
© Survival International

Los accionistas del gigante español de la construcción Grupo San José han sido instados a retirarse de la empresa después de que imágenes tomadas vía satélite pusieran de manifiesto la implicación de una de sus filiales en la destrucción de tierras habitadas por indígenas aislados.

Entre los accionistas de Grupo San José se encuentra InverCaixa, gestora de fondos de La Caixa y Banco Castilla-La Mancha.* Su filial, Carlos Casado S.A, es propietaria de una gran extensión del bosque del Chaco en Paraguay que está habitada por indígenas ayoreos no contactados.

Carlos Casado S.A., cuyo presidente es el magnate español (y fundador de Grupo San José) Jacinto Rey González, ha negado cualquier actividad ilegal, a pesar de que las imágenes por satélite demuestran que ha comenzado a trabajar en el corazón de la tierra de los ayoreos.

El año pasado las autoridades gubernamentales pillaron a la empresa in fraganti mientras talaba el bosque y construía caminos y balsas de agua sin la licencia medioambiental requerida.

"Troncos de maderas nobles talados ilegalmente por Carlos Casado en tierra ayoreo."
"Troncos de maderas nobles talados ilegalmente por Carlos Casado en tierra ayoreo."
© Survival

Muchos ayoreos ya han sido contactados y llevan más de veinte años reivindicando el título sobre las tierras propiedad de Carlos Casado S.A. Sus parientes aislados que permanecen en el bosque son extremadamente vulnerables a las enfermedades introducidas por foráneos, y cualquier contacto no deseado podría resultar mortal. Los ayoreos no contactados se ven obligados a huir ya que su bosque está siendo destruido rápidamente para dejar paso al ganado.

Un ayoreo hizo el siguiente llamamiento a Survival: “Por favor, no toquen el bosque, porque nos da la vida. Por favor, paren a las excavadoras”.

En 2009 Survival International tuvo éxito en su campaña para conseguir que accionistas como la Iglesia de Inglaterra y el Rowntree Trust retiraran sus inversiones del gigante minero Vedanta Resources debido a la intención de la empresa de abrir una mina en la montaña sagrada de la tribu dongria kondh.

El director de Survival, Stephen Corry, ha declarado hoy: “Las empresas multinacionales llevan siglos destruyendo a los pueblos indígenas y tribales con casi completa impunidad, violando la legislación nacional e internacional, con la vista puesta en los beneficios sin importarles el coste humano. Pero el caso de Vedanta demuestra que los accionistas no hacen la vista gorda cuando averiguan que su dinero está financiando abusos de derechos humanos. Grupo San José debería tomar nota y poner fin a la destrucción de los ayoreos aislados inmediatamente”.

Nota para periodistas:

*InverCaixa y Banco Castilla-La Mancha figuran como accionistas en 2012. Survival ha pedido a las entidades que confirmen si aún siguen figurando como accionistas, pero hasta la fecha no lo han hecho.

Descarga la carta de Survival a los accionistas de Grupo San José.

 

Comparte este a noticia.

 

Actúa ahora para ayudar a los ayoreos

  • Escribe una carta o un email al Grupo San José, instándole a que restituya el territorio ayoreo a sus legítimos dueños.
  • Escribe una carta o un email al Gobierno de Paraguay, instándole a que demarquen la tierra ayoreo en línea con las leyes y tratados ratificados por el estado.
  • Hazte socio/a o haz un donativo para financiar la campaña de los ayoreos y otras campañas de Survival.

Suscribir

Recibe un mensaje mensual con noticias sobre pueblos indígenas:

Suscríbete a nuestras RSS:

 

o síguenos en la web:

Archivo de noticias