¡Buenas noticias! Una comunidad guaraní retorna a su tierra ancestral

Los guaraníes vivían previamente atrapados en una “isla” entre un río y un “mar” de soja.

Los guaraníes vivían previamente atrapados en una “isla” entre un río y un “mar” de soja.

© Sarah Shenker/Survival

Una comunidad guaraní en Brasil ha logrado regresar a una pequeña parcela de su territorio ancestral y el ganadero que había usurpado su tierra y bloqueado el acceso a sus hogares se ha visto obligado a marcharse.

Cerca de 200 de guaraníes viven actualmente en esta zona de su territorio por primera vez desde que les fuera despojado para dar paso a vastas plantaciones de soja. Los indígenas fueron excluidos en reservas masificadas bajo condiciones paupérrimas y, posteriormente, en un diminuto terreno, atrapados entre el río y un “mar” de soja. Los periodistas han descrito su situación como un “genocidio silencioso”.

Un hombre guaraní de Pyelito Kuê dijo a Survival: “Estamos muy felices. Hemos luchado por nuestra tierra porque es nuestra. Mi abuelo fue enterrado aquí. Hemos sido amenazados por los ganaderos pero no vamos a renunciar; nos mantendremos firmes porque necesitamos esta tierra”.

A comienzos del año pasado, los guaraníes celebraron el momento decisivo en que el Gobierno reconoció su territorio como tierra guaraní, y dio un paso adelante en su protección como territorio indígena.

Los guaraníes de la comunidad Pyelito Kuê han regresado a parte de sus territorios ancestrales tras presionar a un ganadero a marcharse.

Los guaraníes de la comunidad Pyelito Kuê han regresado a parte de sus territorios ancestrales tras presionar a un ganadero a marcharse.
© MPF/Survival

Los guaraníes han informado que están viviendo vidas mucho más sanas desde que regresaron a su tierra, pero los pistoleros de los ganaderos siguen amenazándolos y disparando en dirección a su comunidad. Los indígenas han sido víctimas de una serie de ataques brutales en los años recientes.

Brasil está legalmente obligada a demarcar el territorio guaraní, pero graves retrasos en este proceso han obligado a los indígenas a soportar desnutrición, alcoholismo, violencia, asesinatos y la más alta tasa de suicidios del mundo.

Los indígenas y Survival hacen un llamamiento a que el territorio Pyelito Kuê sea completamente demarcado para el uso exclusivo de la comunidad.

Survival ha lanzado una nueva campaña, “El lado oscuro de Brasil”, para destacar el reclamo de los guaraníes y otras tribus amenazadas en la antesala del Mundial de Fútbol de la FIFA 2014.