Condena histórica a miembro del Gobierno paraguayo por robo de tierra indígena

Los indígenas ayoreos han perdido la mayoría de sus tierras ancestrales a manos de foráneos que las destruyen para la cría de ganado.

Los indígenas ayoreos han perdido la mayoría de sus tierras ancestrales a manos de foráneos que las destruyen para la cría de ganado.
© Ruedi Suter/Survival

El hombre responsable de proteger los derechos indígenas en Paraguay fue sentenciado a 6 años de cárcel después de ser hallado culpable por vender tierra indígena.

Rubén Quesnel era titular del Instituto Paraguayo del Indígena (INDI) cuando autorizó la venta de 25.000 hectáreas de tierra que habían sido previamente transferidas a una comunidad indígena ayoreo.

Su cómplice, Justina Maribel Esteche, que realizó el acto de la transferencia, ha sido sentenciada a dos años de prisión.

Los indígenas ayoreos del norte de Paraguay han perdido la mayoría de su territorio ancestral a manos de foráneos.

El hogar de los ayoreos en el bosque seco de Paraguay, en la región norteña del Chaco, registra la tasa más alta de deforestación en el mundo. *

Algunos ayoreos son indígenas aislados que permanecen escondidos en el bosque para evitar cualquier contacto con foráneos. Enfrentan una catástrofe a menos que su tierra sea protegida.

Julia Vargas, quien compró tierra ayoreo, ha restituido desde entonces la propiedad a sus legítimos dueños.

  • El estudio, desarrollado por M.C. Hansen y otros (2013), se titula: ‘High-Resolution Global Maps of 21st-Century Forest Cover Change’. Analizaba datos satelitales obtenidos entre los años 2000 y 2012 y demuestra que Paraguay tuvo la mayor pérdida de territorio neto durante ese período.